POSTOPERATORIO DE LA CIRUGIA DE LA NARIZ

Después de una rinoplastia se produce una leve inflamación en la cara, que puede ir acompañada de dolores de cabeza muy fuertes y de obstrucción nasal. Es habitual que aparezcan moretones en la zona de los ojos y que se hinchen los párpados.

Pasadas las primeras 24 horas, los síntomas de la cirugía irán desapareciendo poco a poco. Transcurrido el primer mes, la anatomía de la nariz empezará a tomar la nueva forma.

No te preocupes por el aspecto de tu cara los primeros días ya que tu nariz y tu cara estarán hinchadas. Generalmente el postoperatorio de la rinoplastia enfrenta al paciente con un rostro muy inflamado y a veces se hace necesario trabajar el aspecto psicológico del primer impacto.

Para que la operación termine siendo un éxito, deberás seguir al pié de la letra las recomendaciones que te haga tu cirujano ya que éstas dependerán de cada caso. Algunas de las recomendaciones más habituales son:

Cuidados especiales después de la rinoplastia:

  • Tómate aquellos analgésicos que te recomiende tu cirujano.
  • Seguramente te prescribirán descongestionantes que te reducirán la hinchazón interna.
  • Para acelerar el proceso desinflamatorio, podrás aplicarte compresas con agua fría sobre la piel (nunca sobre la férula).
  • Si existe alguna sutura, vendajes o puntos, lo más habitual es que te los retiren entre los 4 y los 7 días.  Tu cirujano plástico te informará oportunamente.

Cambios en el estilo de vida durante el postoperatorio:

  • No deberás nadar hasta que te lo indique tu médico.
  • Deberás suspender tus actividades habituales por lo menos los siguientes 3-7 días que siguen a la rinoplastia.  Después podrás ir volviendo poco a poco la rutina.
  • Se recomienda que evites todas aquellas actividades que requieran esfuerzo como: determinadas tareas domésticas, no practicar deportes.  También deberás abstenerte de mantener relaciones sexuales hasta que te lo indique tu cirujano.
  • Para facilitar la cicatrización de las heridas, no deberás sonarte ni meterte el dedo en la nariz por lo menos las siguientes 2-4 semanas.
  • Deberás mantener una posición reclinada y evitar girar la cabeza para descansar o dormir.
  • Al lavarte la cara, deberás hacerlo con agua fría y con cuidado de no mojar el apósito.
  • No deberás tomar sol y evitarlo el máximo tiempo posible, por lo menos los primeros 3-6 meses.
  • Para evitar poner presión adicional sobre la nariz, no deberías utilizar gafas al menos las primeras 3 semanas,
  • Es recomendable que hables lo menos posible y evites realizar movimientos bruscos al reír o llorar durante el mayor tiempo posible, pero por lo menos los 10 días que siguen a la operación.
  • Deberás evitar el frío o el viento.
  • Deberás dormir con la cara hacia arriba, nunca hacia un lado y evitando poner la nariz directamente sobre la almohada.